Acceso a la justicia y protección de las mujeres víctimas de violencia

El valor de ser mujer

Albania González Pólito *

Entre los años 2007 y 2010 las entidades federativas de la República Mexicana incluyeron en su marco normativo legislación para la protección del derecho de las mujeres a una vida libre de violencia.

foto

Entre los años 2007 y 2010 las entidades federativas de la República Mexicana incluyeron en su marco normativo legislación para la protección del derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, reconociendo distintas formas de violencia contra la mujer.

Las leyes de acceso a una vida libre de violencia responden a esta necesidad, y si bien no todas las entidades establecen obligaciones concretas para todas las instancias institucionales del gobierno local, su impacto más importante tiene que ver con las medidas de protección como los refugios, unidades de atención especializadas y los sistemas de protección de violencia. Estos sistemas de protección deben ofrecer y brindar asesoría y atención gratuita, confidencial y especializada en las áreas de psicología, trabajo social, jurídica y médica, atención psicológica infantil para hijas e hijos de mujeres víctimas de violencia, y de manera importante el trabajo reeducativo para agresores, basado en el conocimiento y comprensión del conjunto de motivos, causas, efectos y repercusiones de la violencia de género de los hombres contra los hombres mismos, las mujeres, el medio ambiente, las sociedades y las culturas en las que viven.

Otro aspecto importante de estas Unidades es la disposición de espacios y personal adecuado y especializado para brindar protección dentro de refugios y casas de emergencia, cumpliendo con estándares de atención y funcionamiento plasmados en las respectivas leyes. No obstante los avances logrados, estos sistemas de protección y la legislación en muchos casos no se encuentran en el camino de acceso a la justicia.

Estas medidas deberían funcionar atendiendo a los diferentes tipos y modalidades de violencia incluidas en las leyes de acceso a una vida libre de violencia; otro elemento importante es que la tipificación y modalidades de la violencia contenida en la legislación internacional y nacional, debe armonizarse en las leyes locales y con los códigos penales, ya que es frecuente constatar que no solamente no poseen mecanismos de exigibilidad, sino que por el contrario las normas penales contienen definiciones que suelen ser más limitadas , por lo que las mujeres no encuentran un camino real de acceso a la justicia y a la restitución de sus derechos.

Las mujeres se encuentran con problemas de discriminación estructural: la falta de interés de las autoridades, actitudes discriminatorias, deficiencias en la investigación, y la falta de otorgamiento de medidas de protección, el impedimento que algunos Ministerios Públicos ponen a las mujeres al presentar una denuncia por violencia, el uso de estereotipos discriminatorios en los fallos judiciales, problemas que orillan a las mujeres a desistirse o a otorgar el perdón al agresor. Por eso es que se recomienda la capacitación en derechos humanos, violencia de género y no discriminación y perspectiva de género a las autoridades judiciales, haciendo hincapié en que también es necesario contar con mecanismos de control y sanción a servidores públicos que comentan actos de discriminación e incurran en falta de otorgamiento de medidas de protección.

Ante estos retos se considera necesario la homologación de las leyes de acceso a una vida libre de violencia de las mujeres con los códigos penales y procesales penales, donde se incluyan todas las formas de violencia contra las mujeres que ocurren en los estados de toda la República, el otorgamiento de medidas de protección rápidas y eficientes a las mujeres que así lo soliciten, la creación de un mecanismo de monitoreo de prácticas discriminatorias contra las mujeres, así como la sensibilización de los servidores públicos, de igual manera campañas preventivas que dirijan la información hacia la población en general sobre leyes y programas enfocados a atender la violencia de género en los estados.

*Psicóloga y psicoanalista. Especialista en derechos humanos y violencia contra las mujeres y la infancia.
EQUIS. Justicia para las Mujeres, Una ruta crítica: de la violencia al limbo. Mujeres sobrevivientes de violencia en Morelos, Nuevo León y Oaxaca. Serrano, Sandra. 2012

Comentarios


Últimos Tweets